Jabugo, jamón ibérico con Denominación de Origen

Jabugo, jamón ibérico con Denominación de Origen

Dehesas, pureza de raza, montanera, Jamón ibérico... A eso evoca el nombre Jabugo cuando se menciona este pueblo de la Sierra de Huelva. Su reconocida fama tiene su origen a principios de siglo XIX, cuando la economía (eminentemente ganadera), el entorno y el clima especial de la Sierra de Aracena propiciaron una desconocida y excelente manera de conservar la carne. Hoy en el #Deliblog te explicamos por qué el jamón ibérico D.O. Jabugo es un producto gourmet único.

 

 

El cerdo ibérico, una raza única

En la Península Ibérica existe una raza autóctona, única en el mundo: el cerdo 100% ibérico, que es criado en libertad en grandes extensiones de dehesas. El proceso de cría es lento, como dicta la naturaleza, lo que convierte a esta especie en una ganadería escasa y limitada por los recursos naturales, al recibir una alimentación natural a base de bellotas.

A pesar de ser una raza única, existen pequeños caracteres como el color del pelo o la cantidad del mismo que hacen diferentes a unos de otros. Sin embargo, todos tienen en común la pureza racial y las características morfológicas del cerdo ibérico: orejas pequeñas y gachas a modo de teja, piel oscura y uniforme por todo el cuerpo, lomo plano y alargado que termina en una grupa alta y escurrida, así como unas patas ágiles y estrechas, de caña fina, adaptadas al medio natural en el que viven. Y lo más característico de todo, la pezuña negra desgastada conocida como “pata negra”.

La genética de la raza y, en definitiva su pureza, son las mejores garantías de la calidad del producto final.

 

Dehesa de cerdo iberico, Sierra de Aracena, Huelva

 

¿Qué es la montanera?

Las dehesas de Huelva son un modelo de buen aprovechamiento agropecuario del bosque mediterráneo, que protege su riqueza natural. Son un ejemplo de desarrollo sostenible, donde el hombre y la naturaleza se complementan, y donde el cerdo ibérico consigue toda su calidad.

La montanera es el período en el que las bellotas maduras están disponibles para su consumo, generalmente de noviembre a marzo. Durante la montanera, el cerdo ibérico consume grandes cantidades de bellota que acumula en forma de ácidos grasos insaturados, creando la llamada infiltración del jamón de bellota 100% ibérico. Esta capacidad adaptativa para infiltrar la grasa en sus músculos aporta una textura y un sabor inigualables.

Pero el cerdo ibérico también consume otros alimentos que ofrece la dehesa: frutos silvestres, raíces, setas, hierbas, plantas aromáticas, pequeños invertebrados, frutos secos... Esta alimentación tan completa y natural es la que aporta un excelente sabor y aroma a los diferentes productos elaborados a partir de los cerdos ibéricos criados en libertad.

Montanera, bellota

En busca de sus bocados preferidos, el cerdo ibérico recorre grandes distancias, llegando a caminar hasta 14 km diarios. Con tanto ir y venir necesita ingerir alrededor de 12 kg de bellotas para engordar tan sólo un kilo. Cada cerdo ibérico necesita dos hectáreas de superficie para él solo. En los cuatro meses que pasa allí engorda 70 kg.

 

 

Denominación de Origen Jabugo

A mediados del XIX el jamón español, sobre todo el de la serranía de Huelva, gozaba de cierta fama. Su calidad sorprendía pero faltaba convertirlo en algo excepcional, en un referente para el mundo, con un nombre que todos pudieran reconocer. Y ese nombre fue Jabugo, una denominación de origen que apenas tiene unos meses de existencia (antes se denominaba “Jamón de Huelva”).

La Denominación de Origen Jabugo lleva el nombre de un pequeño pueblo de la provincia de Huelva situado en el corazón del Parque Natural Sierra de Aracena y los Picos de Aroche, incluido por la UNESCO en la Reserva de la Biosfera Dehesas de Sierra Morena.

Su clima está marcado por la influencia de los vientos dominantes procedentes del océano atlántico, refrescado por la altitud (658 m). Con inviernos suaves y húmedos, y veranos cálidos de noches frescas. Sería prácticamente imposible recrear las complejas combinaciones entre las distintas condiciones de humedad y temperatura que se dan en Jabugo y en toda la Sierra de Aracena. Y es que existe una perfecta sincronía en el importante proceso de curación que atemperan, fijan y potencian la textura y sabor que distinguen a un buen jamón ibérico de Jabugo.

Jamón ibérico Denominacion Origen Jabugo

La influencia del cerdo de raza ibérica en esta comarca ha arraigado durante siglos en sus pueblos, sus costumbres, su gente e incluso en su paisaje, que se ha convertido en uno de los últimos rincones en los que se puede disfrutar de la magia de la dehesa en todo el mundo.

 

La Sierra de Huelva es una de las regiones de España donde poder disfrutar de la magia de la dehesa... y de otros muchos secretos.

 

Te proponemos descubrirla realizando la Ruta del Jabugo, una ruta que reúne la esencia de esta tradición que sigue marcando, con ritmo pausado, el paso del tiempo en el Parque Natural Sierra de Aracena y Picos de Aroche, ofreciendo nuevas experiencias en una comarca rural donde cada esquina esconde un tesoro único para los sentidos.

Deja un comentario

* Nombre:
* E-mail: (No se publica)
* Comentario
Introduce el código

*Mediante el envío de mis datos personales confirmo que he leído y acepto la política de privacidad